Real Unión de Irun


«Hay que seguir creyendo en el ascenso del Real Unión»

El lehendakari Patxi López, Miguel Santos, Juan Luis Larrea, Real y Athletic, y por supuesto el presidente del Real Unión de Irun, Ricardo García, mantienen la esperanza pese a la decepción ante el Cádiz.

Oier Fano/Borja Santamaría | 25.05.2009

DV.Una mezcla entre desilusión, tristeza y esperanza predominaba en los aledaños del palco del Stadium Gal. La localidad fronteriza estaba preparada para celebrar una gran fiesta en la noche de ayer, pero el champagne no se pudo descorchar y seguirá enfriándose en la nevera. Esperemos que se beba en unas semanas.

El primero en hablar fue Ricardo García, presidente del Real Unión de Irun, que pudo contener su emoción y nos atendió amablemente. «Estamos tristes, no lo voy a negar. Ha sido un partido típico de play off, en el que ha habido un respeto mutuo y pocas ocasiones. El choque de la ida marcó mucho el devenir de la eliminatoria. Hay que ver el vaso medio lleno, y recordar que esto mismo en anteriores temporadas habría acabado con nuestras opciones de ascenso. Hoy lo tenemos incluso más sencillo, pues ya hemos jugado contra el Cádiz, el peor rival que nos podía tocar, y tenemos una segunda oportunidad que seguro vamos a aprovechar. A partir de mañana nos olvidaremos de la eliminatoria ante el Cádiz, a quien felicito. Por su afición y por el señorío del club», aseguró el presidente unionista. Un caballero.

La temporada del Real Unión, para enmarcar
El palco presidencial estaba repleto de autoridades deportivas del panorama guipuzcoano. El diputado de Deportes y Acción Exterior, Iñaki Galdos, tampoco ocultaba su tristeza, pero quiso enviar palabras de apoyo a la afición txuribeltz. «Ha sido un partido poco vistoso. El Real Unión ha tenido sus ocasiones, pero se notaban los nervios. Es una pena porque la temporada de los irundarras es para enmarcar. Es para que todos estemos orgullosos. Hay que darle la vuelta al cuerpo, tenemos que creer en la nueva oportunidad. Vendremos en próximas semanas a Gal y seguro que podemos celebrar el ascenso. Hay que creer», recalcó.

Si hay alguien con experiencia en alegrías en forma de ascensos en Gipuzkoa, ése es Miguel Santos. No faltó a la cita y tuvo palabras de aliento para un «gran proyecto. Hay que seguir creyendo, ésta era la eliminatoria más complicada. El equipo está capacitado y con esta afición, con este espectacular ambiente, se puede subir a Segunda. Seguro. El Cádiz ha tenido el control del partido, ha estado bien plantado y aunque el Real Unión no ha jugado mal, le ha costado hacer peligro y llegar con opciones al área», añadió.

El entrenador del Athletic, Joaquín Caparrós, estuvo en Gal «porque me une una gran amistad tanto con directivos del Cádiz como con el técnico del Real Unión, Iñaki Alonso, un entrenador que dará que hablar. No he venido a ver jugadores, sólo a disfrutar», aseguró. Muchos jugadores de la Real en la grada. Zurutuza, Prieto, etc. Y también futbolistas del Athletic. Armando fue a ver a sus ex compañeros del Cádiz. Igor Gabilondo, a animar a sus ex compañeros realistas.

El lehendakari animó al Real Unión
No pudo ser. Las caras largas fueron el denominador común en el palco. Desde el lehendakari Patxi López, que no perdió la ocasión para animar al Unión, hasta Juan Luis Larrea, presidente de la Federación Guipuzcoana de Fútbol, pasando por el consejero de Obras Públicas, Transporte y Vivienda, Iñaki Arriola, todos salieron decepcionados. Una gran tarde de fútbol no tuvo un feliz desenlace. El champagne sigue en la nevera.


El Real Unión de Irun, a por el ascenso - Enlaces relacionados





Himno del Real Unión de Irun